seamp

TRANSCOMUNICACIÓN INSTRUMENTAL

La palabra fue creada por el doctor Ernst Senkowski físico alemán que quiso abarcar un fenómeno más amplio que las propias psicofonías, como las psicoimágenes o transcomunicación en radio.

La transcomunicación instrumental consiste en el uso de aparatos electrónicos para obtener supuestas comunicaciones, que en ocasiones se convierten en diálogos fluidos entre el experimentador y lo que sea que se comunica con él. En el fenómeno de las voces, los sistemas de recepción de radio son los más utilizados.

Pero como el fenómeno de la transcomunicación es tan extraño y caprichoso, a muchos investigadores les ha bastado con una simple radio para conseguir unos resultados sorprendentes.

Es el caso de Marcello Bacci, un italiano afincado en la ciudad de Grosseto, que lleva más de 25 años asombrando a todos con una sencilla radio de válvulas.

Marcello Bacci

Muchos investigadores se dedican actualmente a una cuestión de gran relevancia, que podrá convertirse en una importante herramienta con que transponer las barreras de la comunicación existentes hoy entre los mundos visible e invisible. Esta herramienta utilizada por los investigadores para la comunicación con el mundo espiritual ha recibido el nombre de Transcomunicación Instrumental – TCI o EVP – Electronic Voice Phenomena, como es conocida en el exterior. Pero ¿qué es realmente la Transcomunicación Instrumental y de qué forma nos pone en contacto con los seres de otra dimensión? Podemos conceptuarla como un recurso que permite la comunicación entre dos seres de diferentes dimensiones por medio de aparatos electrónicos, tales como radios, grabadoras, teléfono, computador y televisión. El principal propósito de los investigadores es demostrar por este medio la sobrevivencia del ser después de la muerte y la posibilidad del intercambio entre encarnados y desencarnados.

Uno de los pioneros a nivel internacional en esta forma de experimentos fue el sueco Friedrich Jüergenson, productor artístico que, en 1959, al grabar cantos de pájaros de la región, en su casa de campo, se deparó con ruidos extraños entre los sonidos, como los de un clarín y de una voz que identificó como de un hombre expresándose en idioma noruego sobre el canto de los pájaros nocturnos. Le extrañó ese hecho, puesto que se hallaba solo durante las grabaciones. Pasado cierto tiempo, al hacer nuevas grabaciones, constató la existencia de voces humanas que, alternándose entre los idiomas alemán y sueco, así se expresaban: “¡Mantener contacto! Con aparato mantener contacto. Por favor escuchad.” Al indagar de quién serían aquellas voces, éstas le informaron ser las voces de los muertos. Jüergenson profundiza entonces en sus experimentos grabando cientos de voces y publica varios libros sobre la cuestión, como son: “Voces del Universo”, “Contactos de Voz con los Muertos”, diseminando en 1967, con la publicación del libro “Teléfono para el Más Allá”, la cuestión para el conocimiento público. En 1967 tuvo una de sus obras, “Contacto por Radio con los Muertos”, traducida al alemán, despertando el interés del psicólogo Konstantin Raudive, quien, pese a su incredulidad en este asunto, dio inicio también al experimento de la grabación de voces.

Jüergenson y Raudive

Raudive grabó decenas de voces, en rigurosas condiciones experimentales. En 1971 lanza un libro sobre ese tema, de título en inglés “Breakthrough”, donde cita diversos nombres de estaciones transmisoras existentes en el más allá.

Podemos mencionar otros varios investigadores de TCI que se han destacado en todo el mundo, tales como Franz Seidel, Leo Schmid, Manfred Boden, Ernst Senkowski, entre otros muchos, que se han dedicado con ahínco a la pesquisa sobre la TCI, haciéndola más conocida y con más credibilidad. Entre los investigadores destaca también el Padre François Charles Antoine Brune, que estudia los fenómenos de TCI desde hace bastante tiempo, habiendo publicado los siguientes libros sobre el tema: “Los Muertos nos Hablan” y “Línea Directa del Más Allá”.

En España también ha habido importantes personajes relacionados con la transcomunicación, el pionero de este fenómeno fue el investigador y filósofo Don Germán de Argumosa y Valdés , quien introdujo el conocimiento sobre las psicofonías en nuestro país con su ya legendaria conferencia “Extrañas voces de origen desconocido”, que pronunció en el hoy desaparecido Club Yelmo de Madrid, el 10 de Noviembre de 1971. Hasta hace muy poco, uno de los máximos exponentes de la Transcomunicación Instrumental en España fue el químico industrial, técnico en microbiología e investigador Sinesio Darnell. Darnell estuvo décadas con indagaciones y análisis sobre este fenómeno, habiendo obtenido cientos de psicofonías y docenas de psicoimágenes en su laboratorio privado, siendo muy estricto y riguroso en sus experimentaciones. En 1974 y después de leer unos artículos extranjeros que hablaban de las psicofonías, empezó a experimentar, intentando encontrar una explicación racionalista al fenómeno.

Germán de Argumosa y Sinesio Darnell

Jiménez del Oso junto a Sinesio Darnell hablando de las psicofonías.

Métodos de TCI:

En este apartado cabe destacar la división de métodos de transcomunicación instrumental electrónica y métodos de transcomunicación no electrónica mediante aparatos no electrónicos.

Los métodos de TCI electrónicos son entre muchos:

1. Las psicoimágenes: Se trata de un fenómeno, dentro de la transcomunicación instrumental (como las parafonías), englobado dentro de los fenómenos parafísicos, pertenecientes a los psi-kappa, en el que se obtienen imágenes de origen desconocido a través de un circuito cerrado de televisión, en el que se conecta una cámara de vídeo a un monitor, produciéndose un fenómeno de retroalimentación.

2. Las EVP o fenómenos electrónicos de voz con grabadora: Las psicofonías, parafonías o fenómenos de voz electrónica (EVP) son sonidos de origen electrónico que quedan registrados en distintos tipos de grabadoras de audio y son interpretados con hipótesis muy diversas.

Etimológicamente, el término psicofonía está compuesto de las partículas "psique" y "fonos", haciendo referencia a un sonido producido por energía psíquica. Algunos investigadores prefieren llamar al fenómeno de las psicofonías como fenómeno de voz electrónica o parafonía, término acuñado por el divulgador Germán de Argumosa, ya que no prejuzga la causa del fenómeno, que por entonces en el ámbito académico parapsicológico se pensaba que era sólo el producto de la mente inconsciente o subconsciente de las personas.

3. Transradio: Consiste básicamente en la grabación de psicofonías mediante el uso de un receptor de radio. Hay varias maneras de experimentar con radio, una de ellas es situar la radio en una emisora en blanco donde solo se escuche el hormigueo y poner un micrófono y una grabadora, naturalmente utilizaremos el sonido blanco como portadora, para facilitar la comunicación. Otra manera es la famosa spiricom, que sería un emisor de FM, un receptor (radio común) y una grabadora, se sintonizarían en la misma frecuencia y se hacen preguntas esperando una respuesta, en este método también se pueden experimentar con sonidos distintos a distintas frecuencias actuando como portadoras. La última y más conocida últimamente sería la ghost box o caja de los espiritas, la cual es una radio modificada que escanea todas las frecuencias de FM y se obtienen voces contestando a respuestas lógicas, con este último hay gran división de opiniones, si es o no voces del otro lado, pero lo que sí sabemos es que se obtienen resultados muy curiosos.

Métodos de TCI no electrónicos:

1. Ouija: A partir de 1848 se empezaron a realizar sesiones espiritistas utilizando una pequeña mesa que daba golpes en el suelo. A principios del siglo XX se practicaba de una forma más sencilla utilizando el tablero OUIJA. Dicho tablero facilita la producción de los movimientos automáticos incontrolados, a través de los cuales se plasman psicográficamente, los estímulos extrasensoriales que percibe la mente.

La persona sensitiva que practica esta experiencia es en realidad quien produce el fenómeno de modificación psicobiodinámica interna y desplaza el MASTER sobre las letras. El desplazamiento siempre será acorde a los estímulos psíquicos interiores o exteriores que perciba.

Este método usado en diferencia a otros, cuando se ejecuta la Ouija, el canal de contacto es el propio sujeto que hace la experimentación, es ahí donde radica el peligro de este método de experimentación. Hay que saber bien como empezar y como cerrar la experimentación y saber bien con quien la haces.

Materiales: 1. Un tablero con el alfabeto y respuestas rápidas sí o no. 2. Un master o vaso para que se deslice por su superficie.

Reglas:

1. La experiencia debe efectuarse en una sala silenciosa y con una iluminación indirecta para facilitar la concentración. No pueden ser menos de dos personas y más de ocho, porque perturbaría la experiencia.

2. Los participantes deben sentarse en torno al tablero. Seguidamente practicar una relajación colectiva a fin de conseguir la abstracción mental del mundo que les rodea. La persona sensitiva debe dirigir la experiencia.

3. Todos los participantes colocan sus dedos índices (sin hacer ningún tipo de presión) sobre el master que estará situado en el centro del tablero. Efectuar una pregunta y concentrarse en el master, esperando que se produzca la respuesta a través del primer movimiento inconsciente del master.

4. Cuando el master empiece a moverse acompañarlo con el dedo sin ofrecer ningún tipo de resistencia hasta que señale una letra determinada y gradualmente ir formando una palabra o frase. Después él debe volver al centro del tablero. La persona sensitiva en primer lugar y después los demás participantes pueden ir haciendo preguntas.

5. Las preguntas deben ser claras, cortas y concisas, pidiendo respuestas de las mismas características. Así se conseguirá un buen nivel de réplica. Si no existiese respuesta alguna o hay duda, la persona sensitiva debe tomar las riendas de la experimentación y repetir la pregunta.

6. Es conveniente centrarse en un sólo tema y evitar las dispersiones. Si desea indagar sobre una cuestión determinada se pueden establecer turnos de preguntas entre todos los participantes, incluso entre los que no tocan el master y sin embargo están en la sala.

7. Si una persona del grupo se desconecta de la experiencia, es reacia a ella, tiene miedo o empieza a reír, debe levantar el dedo del master y dejar de participar.

8. En caso de producirse "comunicaciones" que alteren a algún participante sensible, la experiencia colectiva nunca debe cortarse en seco, ya que se trata de un fenómeno de tipo subjetivo.

9. La relación entre los participantes activos y el "ente catalizador" de la experiencia debe ser natural. Cuando se produzcan "conexiones" con supuestos entes deben comportarse normalmente, como si se tratase de un viejo amigo.

10. Si la experiencia no funcionara bien es aconsejable parar, desentenderse del tema y esperar un tiempo prudencial (de unos 20 minutos) antes de volver a intentarlo con más fuerza y energía.

11. El ejercicio continuado de la experimentación va desarrollando las facultades sensitivas, así se irá formando por selección natural un grupo de experimentación colectiva que puede lograr prodigios.

12. Debe haber en la sala una persona auxiliar que no participe directamente en la experiencia. Se ocupará de anotar las preguntas y respuestas, grabarlas o filmarlas, para más tarde, poder evaluar el resultado de la experimentación.

13. Al finalizar la experiencia racionalizar los hechos sucedidos y nunca obsesionarse con los resultados. No caer víctimas de la credulidad ni convertirse en fanáticos supersticiosos. Al fin y al cabo se trata de una manifestación psíquica producida por el fenómeno de la psicomotricidad cuyo proceso forma parte de la moderna psicología experimental.

Siempre desde la sociedad se desaconseja el uso de este método de comunicación y no intentar jugar con ella ya que ha habido casos de histeria colectiva y casos individuales que han acabado en tragedia.

David Bajo, Delegación Madrid, SEAMP 2015. dbajo@seamp.net