seamp

El Preventorio de AigŁes de Busot

El pueblo, Aigües de Busot:


El Preventorio, situado en la localidad alicantina de Aigües, se encuentra en un enclave de gran belleza paisajística, típica del litoral mediterráneo. Desde antaño, Aigües ha sido un municipio cuyo principal sustento fue el turismo de salud, pues toda la economia giraba en torno a aguas termales y minero-medicinales. Las aguas se han conocido desde la antigüedad, ya en el siglo XV fueron concedidos salvoconductos a los moriscos, para ir a tomar lo que se conoce tradicionalmente como; "los baños de Aigües"

La historia del Preventorio;



La historia del preventorio no es conocida con mucha precisión cronológica. El documento más antiguo que se encontró, se trata de un privilegio firmado el 30 de Noviembre de 1596, dando la propriedad de las aguas a la ciudad de Alicante, hasta el año 1816, fecha en la que el Conde de Torrellano construyó el afamado Balneario de aguas termales. A partir de este momento, comienza un conflicto entre el Ayuntamiento de Alicante, la familia del Marqués de Bosch y el Conde de Casa Rojas. El litigio duró hasta el año 1865 y fue entonces cuando el Juzgado de Jijona reconoció al Conde de Casa Rojas como legítimo proprietario de los Baños. El Balneario de Aigües mantuvo su esplendor hasta la década del 1930, y en el 1936 fué comprado por el Estado, que lo destinó como Patronazgo Infantil Antituberculoso, conocido porpularmente como "El Preventorio". Tras la guerra civil española y debido a la notable desaparición de la enfermedad, el edificio fue perdiendo su caracter preventivo, cayendo en desuso con el paso del tiempo.En 1989 la empresa Prognosis adquiere el edificio con la intención de reformarlo y en el año1993, firma un convenio urbanístico con el Consistorio para desarrollar el proyecto de construcción de dos hoteles y un balneario. Sin embargo, el proceso estuvo bloqueado hasta hace contadas semanas, debido a la denegación de una licencia de obras por el Ayuntamiento de Aguas de Busot.

En la actualidad...



En los últimos años, el Preventorio ha sufrido una deterioración considerable debido a que el lugar ha sido frecuentado por multitud de personas, unas con fines lúdicos -incluyendo actos vandálicos-, y otras con el fin de llevar a cabo todo tipo de rituales e investigaciones esotéricas. A lo largo del 2005, se instalaron unas vallas que cercaban el recinto, aunque no proporcionaron ningún tipo de impedimento para el acceso al edificio, ya que la mayoría están tumbadas a causa del despropósito y la falta de consideración de quienes pretendían colarse o asaltar sus instalaciones. Dadas las cirunstancias, se contrató a un equipo de vigilancia (un lugareño de la zona que acude con toda su familia cuando divisa a alguien en el interior), con la intención de evitar estas conductas peligrosas por el estado ruinoso del edificio. Hoy por hoy, la historia del Preventorio se desprende ladrillo a ladrillo y los planes de obra avanzan a paso ligero. Por el momento, están tapiando todas las ventanas y accesos, para que los típicos "asaltantes de turno" no tengan la posibilidad de acceder al interior del edificio. Ya se han derrumbado todos los edificios anexos, teniendo en cuenta el plan de reconstrucción y rehabilitación de la zona.

Rumores y leyendas acerca del Preventorio;



Al adentrarse en aquel lugar, o simplemente pasearse por los alrededores, la gente suele contar que ha notado sensaciones fuera de lo ordinario, incluso personas que hayan investigado el lugar por la noche contarán experiencias fuera de lo normal. El debate se desarrolla entre el no poder explicar estos fenómenos extraños (fotos borrosas, grabaciones de audio y video o vivencias) dando cabida a una dimensión paranormal del tema, y el fuerte poder de sugestión humano. Este último lado de la cuestión tiene más cuerpo debido a que al estar allí, el individuo se envuelve en un halo misterioso, recordando leyendas urbanas sobre el preventorio y al encontrarse con viejas camas ruinosas, pasadizos oscuros o lúgubres habitaciones.
Pedro Amorós, autodenominado y considerado por muchos uno de los parapsicólogos más reconocidos a nivel internacional, fué el que promocionó algunos de los presuntos sucesos inexplicables que circundan alrededor del preventorio, los cuales han sido objeto de todo tipo de opiniones, críticas y controversias.
Hace ya algunos años, Pedro Amorós hizo pública una leyenda que narrava la presunta aparición de una "Dama Blanca", oculta entre las paredes y la oscuridad de aquel dantesco edificio. En este artículo tenéis una pequeña referencia;



Para algunos, el Preventorio de Aigües de Busot será una excusa para promocionar su "caché" y fama de guión prestado, para otros, este edificio seguirá siendo un misterio aún por descifrar...

Y lo desciframos;



Carlos Ortiz, director del portal Historia y Misterio y en compañía de Andrés Gutierrez, han intentado indagar en el pasado historico del Preventorio, esclarecer información y poner fín a las típicas "habladurías" o "leyendas urbanas" que, a lo largo del tiempo, se han generado entorno al Preventorio. Han sido tres años de investigación exhaustiva, repleta de datos, archivos y testimonios dignos de ser escuchados. Finalmente, su laborioso trabajo se ha recopilado en un interesante documental que se dará a conocer muy pronto en la Web que he linkeado anteriormente.
Siguiendo el curso de su investigación y finiquitando los últimos detalles de su reportaje audio-visual, Carlos Ortiz y Andrés Gutierrez, en compañía de David Ruiz (un servidor), realizaron una interesante entrevista a dos ex-empleadas que trabajaron durante unos años en época del Preventorio, ejerciendo como cuidadoras los pacientes del centro. Os remito a un pequeño fragmento de la entrevista;



María Luisa y su hermana conservan un bonito recuerdo de cuando estuvieron trabajando en el Preventorio. Siempre tuvieron buenas palabras al rememorar algunas de los episodios vividos antaño y con una sonrisa en la boca, nos las contaban de forma muy sosegada, envueltas en cierto aire de nostalgia y melancolía;
- "Antaño, cualquier persona hubiera deseado estar allí y probar la comida tan exquisita que se preparaba, no como la de ahora. A los niños no les faltaba de nada; jugaban, se distraían... Estaban muy bien cuidados. Además, se lo merecían, porque eran un encanto."-
María Luisa, en compañía de su hermana, desmienten cualquier indicio "paranormal" o sucedo de índole inexplicable que haya acontecido durante su estancia en el Preventorio;
- "Habladurías de la gente... Ahora que ven el Preventorio en tal mal estado, se inventan leyendas y cuentos chinos. Ni fantasmas, ni ruidos extraños, ni caballo blanco que valga... ¿Caballo? ¡Si no había ningún caballo! Muchas veces nos hemos tenido que levantar de madrugada para preparar el desayuno a los chiquillos y en mis 5 años como empleada, jamás he presenciado nada fuera de lo normal".-
Un tema preocupante, y del que mucha gente se ha servido para fomentar la habladuría y el morbo, ha sido el de la muerte. "Niños y personas muertas en extrañas circunstancias, algunos emparedados y otros enterrados en el subterráneo". Palabras que, por alguna razón, tiñen de negro un pasado no muy lejano;
- "La gente habla sin conocimiento de causa, y más sin haber estado allí. Es cierto que murieron 3 niños en el Preventorio, vinieron muy malitos y la enfermedad pudo con ellos; fue inevitable. Pero nada de enterramientos clandestinos, ni nada de eso..."
Como se puede deducir en este pequeño fragmento de entrevista, nada anómalo ni misterioso envuelve al Preventorio, al menos no durante su etapa de patronazgo infantil.
Pero esto no es todo. También disponemos del punto de vista y el testimonio de algunos pacientes que estuvieron ingresados en el Preventorio Antituberculoso. Son reacios a hablar, a recordar un pasado que les tocó vivir lejos de sus seres más allegados... pero alguien lo ha hecho y está dispuesta a dar pelos y señales de sus impresiones y vivencias durante su estancia en aquel dantesco edificio.
Estrella se puso en contacto con Carlos Ortiz, haciéndole llegar semejante declaración;
-"En ese Centro, no había risas sino, ¡MUCHISIMAS LAGRIMAS!, parte de ellas las mías. Que, lo que hoy ven como simple arquitectura, yo lo sigo viendo como un CAMPO DE CONCENTRACIÓN. Que, yo desde la edad de 7 a 8 años que estuve allí, hasta el día de hoy, que tengo 47 años, vivo con los fantasmas del recuerdo Y que esa parte de mi vida, ha creado en mi un trauma, que a día de hoy sigo arrastrando, y me ha afectado y afecta en todos los aspectos de mi vida.
(...)
A todo aquel, que se interesa por este tema, decirle, que para opinar, sobre ello, había que ser niño en esa época, y haber estado allí. Sé que hubo niños que estuvieron por enfermedad. (Tuberculosis).Para ellos todos mis respetos. Pero muchos pasamos por allí, sin causa, ni razón, y les aseguro, que la experiencia, ha sido horrorosa. Supongo, que era una época mala, y quitarse una boca que alimentar, puede ser una de las razones.... En mí caso, a día de hoy, no encuentro ninguna razón."

Escritos fotografiados en una de las paredes del Preventorio;



Existe una clara diferencia entre el testimonio de las ex-empleadas y el que acabamos de leer. Posiblemente, esta sea la visión subjetiva de aquellos recuerdos perturbados debido a las duras circunstancias que Estrella tuvo que asumir. P ara un niño, el hecho de estar ingresado en un Preventorio antituberculoso, supone un amargo recuerdo difícil de olvidar, y más si está alejado de sus seres más allegados...
No obstante, las palabras de Estrella están llenas de rencor y resentimiento... Su estancia no se extendió demasiado, aunque fue muy intensa y abrumadora. ¿A qué tipo de circunstancias se enfrentaron los niños que estuvieron ingresados? ¿Qué parte de realidad o sustento tienen la "leyendas" que han teñido de ébano el pasado del Preventorio? Muy pronto intentaremos responder a estas preguntas.
Comparativa fotográfica; Muy pronto, estará a vuestra disposición una comparativa fotográfica del antiguo Balneario y posterior Preventorio, en su época de esplendor y posteriormente, en la actualidad. Por el momento os hago un pequeño avances con estas fotografías. Espero que sean de vuestro interés.

La capilla:



Como podemos observar, la Capilla ha sufrido un deterioro considerable debido a los actos vandálicos y a la falta de consideración de quienes frecuentan este tipo de lugares deshabitados.

Hall principal;



El Balneario de Aigües era fuente de lujos, preparado para la Burguesía. En esta estancia fue donde Pedro Amorós (presidente de la Sociedad Española de Investigaciones Parapsicológicas), fotografió al presunto "fantasma del Balneario".

Salón-Casino;



Esta sala fué durante algún tiempo el principal centro de ocio de la burguesía.

Escalera central;



Paseo;



Comedor;



Exteriores, fachada trasera;



Iglesia;



Habitación;



Cuartos de Baño;



La zona del depósito;



Parte de este archivo fotográfico se ha publicado con la autorización de Carlos Ortiz (Historia y Misterio) y Juan (recopilatorio fotográfico del Preventorio).

David Ruiz  colaborador SEAMP, 2006.